VINIERON DE DENTRO DE… (1975)

Shivers. Canadá. 1975. Director y guionista: David Cronenberg. Productor: Ivan Reitman. Fotografía: Robert Saad. Intérpretes: Paul Hampton, Joe Silver, Barbara Steele, Lynn Lowry, Allan Migicovsky, Susan Petrie. 87 min.

Dejamos a un lado la filmografía patria para adentrarnos en el complejo universo de David Cronenberg, creador de un tipo de cine que no deja indiferente a nadie y que mezcla con valentía el terror, las vísceras, los instintos más primitivos y las mutaciones de la carne. Me gustaría ver la cara que pondrían ante el visionado de sus primeras películas los que ahora se atreven a catalogar al director canadiense con frases como “del aclamado director” después de que haya saltado al mainstream con joyas como Promesas del Este (2007) o Una historia de violencia (2005).

Rodada en 15 días y con un presupuesto ridículo, Cronenberg debuta con esta cinta de curioso título en castellano en la que un mad doctor, personaje que será una constante en sus primeras películas, dará origen a una plaga de babosas tras realizar unas modificaciones genéticas en una de sus pacientes. Dichos seres se introducirán en los cuerpos de los seres humanos provocando en ellos un insaciable apetito sexual. Sin duda se trata de un argumento rocambolesco y muy poco convencional que consiguió poner al debutante director en el centro de las miradas del público afín a este tipo de cine. De hecho, fue premiado en el ya veterano festival de cine de Sitges, hecho que repetiría con sus siguientes películas.

La película resulta burda y poco cuidada en su estilo, pero resulta fascinante la desbordante imaginación del director y su habilidad para crear escenas impactantes que consiguen remover al espectador en su sillón. El hecho de que la epidemia se desate en un edificio de apartamentos dota al film de una sensación de claustrofobia a la que saca su máximo partido. El tema de las infecciones y mutaciones de la materia orgánica, que se convertirá en una constante en su carrera, ya aparece en la película desde las primeras escenas, consiguiendo momentos de gran impacto visceral que pueden repeler a los espectadores más vulnerables.

Dejando de lado la parte más sangrienta y visualmente repulsiva, la forma de contagio por vía sexual unida a los efectos libidinosos que los parásitos provocan en sus portadores, hicieron que la película tuviera un gran impacto en su época, aunque hoy en día las tímidas escenas eróticas resulten más chistosas que otra cosa.

Un film fascinante a la vez que torpe, convertido en pieza de culto y que supone el origen y presentación de un estilo de cine que marcará un antes y un después en el género de terror.

Lo mejor: El arranque quirúrgico y desconcertante.

Lo peor: La bacanal final resulta hoy en día más paródica que turbadora.

Valoración (de 0 a 5): 2,5

Anuncios

2 comentarios to “VINIERON DE DENTRO DE… (1975)”

  1. Cecil B. Demente Says:

    Recuerdo poco de esta cinta, tan solo un par de imagenes estremecedoras de Barbara Steele. Yo esta la vi de peque y la verdad es que lo pasé mal…

  2. peliculas Says:

    Aqui la tienen para ver online o descarga directa:
    http://www.divxonline.info/pelicula/8497/Vinieron-de-dentro-de…-1975/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: